viernes, 28 de noviembre de 2008

Reflexión....

Estoy sentada aquí en mí…lo que se puede llamar mi escritorio, la ropa colgando en el…de hecho no parece escritorio y aunque la ropa no sea mía y sea de mi hermana sigue siendo un escritorio, por que no me queda pensar otra cosa.
Ya son las 1 de la madrugada y aún no soy capaz de pegar un ojo por que resulta que me bajaron las ganas de escribir…por desahogarme y soltar de alguna manera la carga mental que tengo por haber terminado con la persona que según aun creo la que mas he querido en mi vida, porque según yo siento algo por alguien mas y según ese alguien siente lo mismo por mi.
Por que todo es SEGÚN?...por que como todas las cosas, nada es seguro, ni siquiera mis propias decisiones y creo que todos estamos en la misma situación por que nadie está seguro de lo que decide hasta cuando pasa todo lo que tenga que pasar y se llega a la mundial conclusión de que lo que se decidió fue o no bueno…pero solo y ahí nos enteramos de la realidad de la situación…no se si tristemente…pero lamentablemente no podremos saberlo antes. No nos queda más que vivir en la incertidumbre…


Una de las cosa que nunca me ha gustado de todo esto, es enterarme luego de que lo que decidí no fue lo correcto y quemarme el cerebro por mejorar lo inmejorable o por lo menos tratar de echarle mas pavimento a las grietas que no tienen mas arreglo que deshacer el pavimento completo y comenzar todo de nuevo…pero para nosotros no siempre corre esa regla…ya que no siempre podremos empezar de nuevo.
Como muchos escritores escriben y no es novedad, a cada uno le gustaría tener una maquinita para volver el tiempo atrás y reparar algunas cosas que se hicieron y que nunca se debieron ni siquiera pensar…pero se pensaron y se hicieron materiales. A mi no me gustaría volver el tiempo atrás, para mi no tiene sentido por que si no son esos errores, los pasados, los que me marcaron ahora; hubiesen sido otros, los que me hubiesen dejado con otra postura y por ende no pensaría lo mismo y últimamente me gusta lo que pienso. No se pero le he agarrado cariño a esto de escribir lo que pienso y mas aun de desquitarme de alguna manera con las letras por que así me evito malas caras y regaños por la misma situación…en cambio aquí puedo hacer y deshacer, decir y no decir lo que me de mi estresante regalada gana y no necesariamente dejar que lean lo que escribo…si no simplemente escribirlo y no darle explicaciones de nada a nadie por que solo te ven sentada moviendo las manos como loca por que es una idea tras otra un punto tras otro…y no te agota, si no te anima y te das cuenta que lo que piensas no es tan vago después de todo…no es un monólogo interno en donde nada tiene sentido si no mas bien es una conversación que tiene tu cerebro y tu alma por que se me pasó por la cabeza que ellas no tienen muy buena comunicación y pues aquí las estoy dejando ser libres o al menos eso dice mi alma por que mi cerebro dice que esto es una soberana estupidez y que es hora de dormir por que sabe que me va a costar levantarme a la mañana siguiente. Pero últimamente no le he hecho caso a mi cerebro…sufro de lo que se llama Una Rebeldía Encefálica: en la que no me interesa lo que necesite mi cabeza y hago lo que se me antoje. En este caso le he dado mas cabida a mi alma para que actúe por mi y sufra lo que no quiero que sufra mi cerebro. Lamentablemente mi alma no ha hecho un buen trabajo y me mantiene con un dolor en el corazón, o como dicen los anatomistas en el hipotálamo ya que no es el corazón el que siente si no que es el cerebro. La conocidísima frase TE AMO CON TODO MI HIPOTALAMO, si no la han leído u oído pues lo acaban de hacer aquí.
Pero continuando con mi idea anterior, tengo un dolor en el corazón por culpa de mi alma por hacerme sufrir por una persona y no detenerlo de una vez y aplazar lo inaplazable. No entender que ya no daba para mas la relación y que había que terminarla…perdón pero acaba de entrar mi cerebro y dice que esto no tenia vuelta atrás pero mi alma decía que esto aun se podía y que había que dar la pelea, no hasta morir, si no hasta quedar agonizante, una idea estupenda para luego decir: hice todo lo que pude y me mortifiqué por que esto funcionara, pero lo que no sabe mi querida alma es que mas daño se hace al mantener algo que no se puede mantener y al hacer ilusiones las que luego se matan cuando ya no se siente lo mismo y las siembras y las sigues sembrando, llegando a un punto en el que te proyectas y prácticamente haces una vida con aquella ilusión, sabiendo que algo anda mal, que no sabes si eres tu o la otra persona pero algo no funciona y comienza a caerse el castillo que te hiciste en la cabeza y comienza a trabajar tu cerebro, haciendo pedazos cuanta ilusión te hiciste, haciéndote caer al piso y tocar tierra diciéndote HEY!!! Basta!! Esto llega hasta aquí!! No es sano!! Pero luego comienza el conflicto entre tu cerebro y tú alma las que tienen opiniones muy diferentes, ambas muy testarudas no van a dar su brazo a torcer si no es por una buena coartada.
Es así como comienza el auto convencimiento, son dos personas viviendo en ti a las que tienes que convencer para decidir. La lógica y los sentimientos ambos muy difíciles de llevar. Por que la lógica es breve y evidente, a todo le encuentra un sentido, una explicación y una respuesta y tiene los pies bien puestos sobre la tierra, siempre sabe que hacer; en cambio los sentimientos son, como bien me dijeron una vez, como un ropero gigante lleno de ropa y cada prenda de color y formas diferente colgando en su perchero correspondiente y si te acercas al fondo del ropero te encuentras una nueva puerta y al abrirla te encuentras con un nuevo ropero gigante lleno de ropa totalmente diferente al anterior y tú, parada entre esos dos roperos sin saber que prenda elegir, por que no puedes sentir todo a la vez, no puedes sentirte triste y feliz a la vez, ni perezoso y activo, es solo uno y ni siquiera tienen la respuesta que necesitas…por que están flotando y solo son sentimientos, no tienen a la lógica, la querida lógica, la que los pone a todos pisando tierra y decidiendo de a cuerdo a que prenda te colocaste y que tanto pudiste doblegar su decisión para que no te afecte demasiado. Pero nunca es así, siempre te afecta y terminamos sintiéndonos culpables, como yo justamente hoy.


Cerebro y alma, lógica y sentimientos. Así se juega esto, por que más que algo serio esto parece un juego. Jugando con uno o con otro, a veces con ambos, pero es en contadas ocasiones, evitan trabajar cerebro y alma juntos por que como dije anteriormente ellos no se llevan bien y se necesita de una buena coartada para hacerlos funcionar a ambos.
A veces sale mas a cuenta estar solo, por que no se pasan tristezas, no sufres por alguien y no importa lo que hagas por que no tienes que darle explicaciones a nadie, eres tu y solo tu y al diablo el mundo, no vives de el. Eso suena muy fácil, pero como buenos seres humanos nacimos para vivir en compañía de alguien y nunca vamos a poder decir que somos felices estando solos, por que no es así. Necesitamos de alguien, del que sea pero lo necesitamos y mas aún de una pareja o de una media naranja o medio limón como escuche hace unos días atrás. Buscamos complemento, buscamos en alguien lo que no somos y muchas veces erramos en nuestras elecciones por cegarnos en cuanto a un prototipo mental y no buscar otro que no sea tu maqueta.


¿Tan evidentes somos que en una sola noche me volví psicóloga y soy capaz de analizar el comportamiento de una persona? No, ni de broma, solo soy una persona común y silvestre, la que tiene un pequeño dolor en el pecho y tiene Una rebeldía encefálica, por que no quiere hacer funcionar a su cerebro (aunque nunca haya dejado de hacerlo) para que le diga lo mal que está haciendo las cosas y que se está vendando los ojos, por que lo que ella cree nunca va a ser posible…
Se ha producido un error en este gadget.